2012/01/16

Los Cuadros de Una Exposición (3a Conexión, El Japonés y sus sintetizadores)

Buen día, buena noche, o la hora que sea en el lugar que se encuentren a todas las personas que leen estas líneas. Después de tomar un mes sabático sin entrar a esta página, nada mejor que comenzar el año nuevo con la tercera parte de "Los Cuadros de Una Exposición" del gran Mussorgsky. Como estaba declarado antes, es el turno de un ícono de la música electrónica instrumental, precursor de lo que en los años 80 y 90 se conocería como "New Age".
Isao Tomita, compositor japones de música electrónica y adaptador de grandes obras de la música clásica para sintetizadores, es uno de los más aclamados músicos de su género. Inició sus trabajos componiendo para televisión, cine y el teatro. Una de sus grandes obras tempranas fue la música para el equipo olímpico japonés que participó en las olimpiadas de 1956 en Australia.
Se interesó por la música electrónica al escuchar a Walter Carlos (ahora, Wendy Carlos), uno de los pioneros del uso del sintetizador Moog, instrumento que jugó un papel crucial en el desarrollo de otros géneros musicales tales como el Rock Progresivo.
La adaptación de Tomita de "Los Cuadros de Una Exposición" es en 1974 y fue publicada al año siguiente, siendo su tercer álbum y se trata de su segunda adaptación de una obra clásica, la primera fue "Snowflakes are Dancing" de Claude Debussy.
El exito de tales adaptaciones dieron paso a una serie de grandes trabajos similares entre los que destacan "Firebird Suite" de Igor Stravinski, "The Planets" de Gustav Holst, (tratado antes en esta página), "Daphnis et Chloé" y "Bolero", ambas de Ravel. Su obra es extensa y también es muy rica en sus propias composiciones basadas en historias y folclore de Japón.
Disfruten esta vez de "Los Cuadros de Una Exposición" bajo el punto de vista Isao Tomita.




************************

Próxima parte: Los tres ingleses y su versión del Rock Progresivo.